14 de marzo de 2016

Caldo Tlalpeño



Hace unos días en nuestro lindo y sorpresivo Monterrey, de nuevo estuvo con temperaturas frescas que sólo nos pone en modo antojo todo el día.
Así que pensé en ese delicioso caldo Tlalpeño que mi mamá nos solía preparar a mi hermana y a mí.  Calientito y picosito, ideal para el día que pedía a gritos algo calientito para el frescor jejeje.

Mi mamá siempre lo preparaba picosito a menos que hubiera invitados dejaba aparte un platito con chile chipotle para agregarlo al caldo al gusto.  Así que es a tu elección.


Ingredientes:
1 pechuga de pollo sin piel
Agua la necesaria
1 trozo de cebolla
1 diente de ajo
Sal de mar
2 zanahorias peladas y en cubos
1 lata de garbanzos (o bien puedes cocerlos tú misma. El antojo no me dio tiempo de ello y usé los de lata jeje)
1/4 taza de arroz
Cilantro picado
3 chiles chipotles picados y el jugo con el que vienen enlatados
Rebanadas de aguacate para servir

Para el caldillo sazonador:
2 tomates rojos
1 trozo de cebolla
1 diente de ajo
Sal de mar
1 taza de agua


En una olla con agua (aprox.1 1/2 litros) ponemos a cocer la pechuga de pollo sin piel, agregando un trozo de cebolla, un diente de ajo y sal de mar.
Quitamos la espuma que se vaya formando mientras cocemos el pollo y agregamos el arroz, la zanahoria en cubos y los tomates para que se vayan cociendo.

Una vez cocida la pechuga de pollo, la sacamos del caldo y la dejamos enfriar para posteriormente cortarla en cubos tamaño bocado.  Reservar.

Cuando los tomates estén completamente cocidos, los sacamos del caldo, les quitamos la piel y los licuamos junto con el trozo de cebolla, ajo, sal y 1 taza de agua.

Agregamos este caldillo al caldo de pollo así como también el cilantro picado.  Agregamos un poco más de agua y dejamos hervir.  Después de este momento rectificamos la sazón, si es necesario agregar un poco más de sal.

Agregamos los garbanzos y el pollo en cubos.
Si te gusta picosito, en este momento es cuando puedes agregar el chile chipotle picado y el juguito en el que vienen envasados.  También puedes optar por ponerlo en la mesa para que cada quien lo agregue a su gusto.

Dejamos que hierva una vez más y verificamos que el arroz esté bien cocido y listo para servir.

Servir decorando con cubos de aguacate y un chile chipotle.






No hay comentarios: